Consulta nuestra base de datos

La Marea Verde somos todas

noviembre 11, 2019

Vivimos en un país en el que sigue siendo disruptivo y transgresor que un grupo de mujeres tome los espacios públicos y haga política para exigir sus derechos. Es muy poderoso ver que ese movimiento de mujeres, cada vez más grande, diverso y fuerte, se apropia de un símbolo y una demanda común: la libertad que se nos ha sido negada.

La Marea Verde es un movimiento feminista por la despenalización del aborto que se está extendiendo en América Latina. Varios colectivos de mujeres nos hemos unido para lanzar un grito global por el aborto legal. Desde Balance, GIRE y el Instituto de Liderzgo Simone de Beauvoir hemos hecho presencia en distintos espacios como los festivales de música Bahidorá, Vive Latino, Pa’l Norte y Ceremonia; las Cámaras de Diputados y Senadores, y el Abierto Mexicano de Diseño. Inundamos con pañuelos verdes la calle más transitada de la CDMX y hemos creado espacios para hablar positivamente del aborto como una experiencia más en la vida reproductiva de las mujeres. Con ello abonamos a que deje de ser tabú y mostramos nuestro legítimo interés por colocar el tema como una prioridad en la agenda de políticas públicas.

Como parte de la Marea Verde queremos visibilizar que en México una persona es denunciada cada día por aborto y también que cada día 32 niñas quedan embarazadas por violación; que el acceso al aborto por violación es limitado (de 70 mil 630 denuncias que se registraron de enero de 2009 a junio de 2006, sólo se reportaron 62 procedimientos por aborto) y que el aborto inseguro continúa siendo la cuarta causa de muerte materna. Queremos también que en todos los ámbitos de la vida pública y privada se sepa que la despenalización del aborto es un asunto de democracia y justicia social, y que, penalizado o no, las mujeres abortan.

Actualmente, las mujeres en México tienen más o menos derecho de acceder a un aborto dependiendo de su lugar de residencia. Aunque el aborto por violación es legal en todo el país, siguen existiendo muchos casos de negación del servicio. Sólo en Oaxaca y la CDMX se permite el aborto por voluntad de la mujer hasta las 12 semanas de gestación y, según la entidad, por causales como riesgo a la vida, a la salud, alteraciones graves en el producto y razones socioeconómicas.

La movilización que lograron las mujeres en Argentina ha sido una gran fuente de inspiración. La Marea Verde es un movimiento feminista de mujeres que crece, avanza, se multiplica y llena de verde toda América Latina: tapizamos las calles, los parlamentos, las plazas, los festivales, las casas y todos los espacios, con nuestros cuerpos, nuestras caras, nuestras demandas y nuestros deseos.

La Marea Verde somos todas las mujeres que en los lugares donde vivimos y trabajamos, nos manifestamos para que los derechos reproductivos sean una realidad para todas. Porque la despenalización del aborto amplía libertades y al promoverla estamos a favor de la vida, las decisiones y la salud de las mujeres.

Cuando nos preguntan quién es la Marea Verde, la respuesta obligada es que la Marea Verde somos todas. Todas las que luchamos desde nuestros espacios por la libertad, por el derecho a decidir y por transformar las condiciones de vida de todas. El poder de la Marea Verde radica en construir e imaginar juntas otros universos posibles. Para eso, nos necesitamos todas en nuestra diversidad de espacios.

La semana pasada fue la entrega de los Premios Ciudad y Marea Verde estuvo nominada en la categoría Acción Ciudadana que se otorga a la iniciativa, movimiento o intervención que busca modificar positivamente asuntos públicos en el ámbito cultural, político y/o social. Aunque no ganamos el premio, la Marea Verde inundó la ceremonia. Fue un honor estar nominadas y un gran reconocimiento para todas las que, desde los diferentes rincones y espacios de México, luchamos por un mundo de libertades en el que el aborto legal, seguro y gratuito sea una realidad.

¡Arriba los pañuelos y la lucha por la libertad de las mujeres en todo México! ¡Aborto legal YA!

Compartir:

Artículos relacionados

El debate en la Corte sobre gestación subrogada II

Justicia reproductiva a 10 años de la reforma de derechos humanos

El debate en la Corte sobre gestación subrogada

La esterilización no consentida constituye violencia obstétrica